Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Siglo XVIII’ Category

“Para 1810 en Buenos Aires había algo más de 31.000 habitantes que conformaban diversos tipos de familia.

Por la cantidad de sus componentes predominaba la familia tipo, que se componía por el padre, la madre y los hijos. Luego le seguían los grupos en los que faltaba el progenitor o cabeza de familia. A continuación venía la familia tipo a la que se le agregaban parientes, vecinos, entenados y/o esclavos, y finalmente este último grupo familiar que también había perdido al padre. Esta tipología se mantuvo con algunas variantes, hasta bien entrado el siglo XX.

Por intermedio del matrimonio se legalizaban las procreaciones, al mismo tiempo que se garantizaba la subsistencia material de todo el grupo. (más…)

Read Full Post »

“Un duelo es un tipo formal de combate, como se ha practicado desde el siglo XV hasta el XX en las sociedades occidentales. Puede ser definido como un combate consensuado entre dos caballeros, que utilizan armas mortales de acuerdo con reglas explícitas o implícitas que se respetan por el honor de los contendientes, acompañados por padrinos, quienes pueden a su vez luchar o no entre sí. En general, y especialmente en las últimas décadas, un duelo es considerado un acto ilegal en la mayoría de los países.

Los duelos podían efectuarse con la espada de duelo europea o —desde el siglo XVIII en adelante— con pistolas. Con este fin se fabricaban artesanalmente bellos pares de pistolas de duelo para uso de los nobles ricos.

Después de la ofensa real o imaginaria, los partidarios del ofendido demandaban «satisfacción» del ofensor, explicitando la demanda con un gesto insultante al que era imposible permanecer indiferente; golpear al ofensor en el rostro con un guante, o tirar el guante al piso delante de él —de aquí la frase «tirar el guante»— que con el tiempo se ha convertido en sinónimo de cualquier desafío.

Desde la llegada de los primeros europeos al Río de la Plata, el duelo fue principalmente una demostración del coraje varonil, muy frecuente en las clases bajas, que desarrollaron una tradición de duelo a cuchillo que remplazó el golpe de guante por la «mojada de oreja» y que —en general— siguió las técnicas del duelo popular del sur de Italia o de Andalucía, es decir, cuchillo o faca y trapo o manta a modo de escudo en el otro. Desde los orígenes del tipo social del gaucho, el duelo acompañó a las clases campesinas del río de la Plata, aunque tampoco aquí fue una práctica legalmente aceptada. (más…)

Read Full Post »

La presencia femenina tuvo un lugar destacado en los sucesos de Mayo y el papel de la mujer en la sociedad cambió drásticamente después de la Revolución, cuando se contemplaron sus derechos a la educación y a la cultura, pero también el derecho a elegir libremente en cuestiones de amor.

por María Saenz Quesada

El pensamiento de la Ilustración que en el siglo XVIII desafió la continuidad del Antiguo Régimen cuestionó la visión tradicional de la mujer. En coincidencia con estas ideas, un sector de avanzada de la Francia revolucionaria propuso -sin éxito- que se consultara a las mujeres acerca de las leyes que las concernían directamente. También se reclamó que la educación femenina fuera responsabilidad del Estado. Estos dos enfoques se difundieron a través de libros y periódicos.

En el virreinato del Río de la Plata, las primeras publicaciones de los criollos criticaron la costumbre de arreglar los casamientos entre familias sin darle lugar al amor, muy valorado por las nuevas tendencias del romanticismo. Por su parte, Manuel Belgrano recomendó vivamente que se educara a las mujeres, algo que constituía también una forma de reconocer a su madre, Josefa González Casero, sostén del hogar y entusiasta de la buena educación.

La defensa del derecho de las mujeres al amor, a la educación y la cultura, y fundamentalmente a una vida propia, tuvo una representante genuina en Mariquita Sánchez (1786-1868). (más…)

Read Full Post »

Para el siglo XVI, la población indígena del Río de la Plata contaba con muchas especies vegetales que le permitían curar, además de otras prácticas utilizadas para la sanación. Sin embargo, en las ciudades la falta de higiene era notoria.
El inicio de la colonización americana coincidió en Europa con el gran desarrollo de la medicina. España se hallaba a la cabeza de las demás naciones en cuanto a la medicina.
El descubrimiento de América significó el hallazgo de nuevas medicinas y drogas. (más…)

Read Full Post »

“El periodismo recién comenzaba y, los nuevos estilos se imponían. Puede observarse fácilmente que sus páginas insinuaban -más que informaban- las novedades producidas en el campo de la ciencia, la técnica y el pensamiento. No se trataba de diarios colmados de noticias importantes e irrelevantes para la vida cotidiana ni tampoco aportaban demasiada información sobre lo que acontecía en el mundo. (más…)

Read Full Post »