Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Papel de la mujer’ Category

“La sociedad tuvo importantes cambios en cuanto a su composición étnica, ya que en 1810 los blancos representaban algo mas de la mitad de la población (55.32 por ciento); las tres cuartas partes (73.29 por ciento) descendientes fueron relegados y quedaron nucleados en grupos muy pequeños, que expresaban el pintoresquismo africano durante el carnaval.

La mencionada costumbre hispana de casamientos con gran diferencia de edad entre los contrayentes, se fue corrigiendo de manera lenta pero constante, al mismo tiempo que bajo la edad promedio de ambos contrayentes. Las mujeres descendieron de 34-32 a los 23-21 y los hombres, de 40-38 a 28-25.

Las mujeres de los sectores bajos (esclavas o libres) tenían una iniciación sexual más temprana, en parte por la libertad de la que disponían, la falta de compromiso ante la sociedad y por la compulsión de los hombres, que también se iniciaban tempranamente, ya fuera con prostitutas o en apareamientos ocasionales con cualquier mujer dispuesta a permitirlo. En los tribunales no faltaban las mujeres solteras de la clase media que reclamaban matrimonio o resarcimiento económico para mantener al o los hijos procreados. Aunque la bibliografía mas difundida sostiene que el papel de la mujer era de relegamiento, obediencia y sujeción a la autoridad del padre primero, y luego a la del marido, la realidad parece demostrar que no era tan así.”

Andrés Carretero, Vida cotidiana en Buenos Aires, Buenos Aires, Planeta, 2000.

Luciana Coni y Violeta Molina, 4° Ciencias Sociales

Anuncios

Read Full Post »

La presencia femenina tuvo un lugar destacado en los sucesos de Mayo y el papel de la mujer en la sociedad cambió drásticamente después de la Revolución, cuando se contemplaron sus derechos a la educación y a la cultura, pero también el derecho a elegir libremente en cuestiones de amor.

por María Saenz Quesada

El pensamiento de la Ilustración que en el siglo XVIII desafió la continuidad del Antiguo Régimen cuestionó la visión tradicional de la mujer. En coincidencia con estas ideas, un sector de avanzada de la Francia revolucionaria propuso -sin éxito- que se consultara a las mujeres acerca de las leyes que las concernían directamente. También se reclamó que la educación femenina fuera responsabilidad del Estado. Estos dos enfoques se difundieron a través de libros y periódicos.

En el virreinato del Río de la Plata, las primeras publicaciones de los criollos criticaron la costumbre de arreglar los casamientos entre familias sin darle lugar al amor, muy valorado por las nuevas tendencias del romanticismo. Por su parte, Manuel Belgrano recomendó vivamente que se educara a las mujeres, algo que constituía también una forma de reconocer a su madre, Josefa González Casero, sostén del hogar y entusiasta de la buena educación.

La defensa del derecho de las mujeres al amor, a la educación y la cultura, y fundamentalmente a una vida propia, tuvo una representante genuina en Mariquita Sánchez (1786-1868). (más…)

Read Full Post »

El tema estaba en la calle. La Nación editorializaba sobre él, pidiendo tiempo y libertad para tratar en profundidad la participación política femenina, pues decía, “no es uniforme en el inmenso territorio nacional la aptitud de la mujer para el ejercicio de sus deberes cívicos”, El día 9 de septiembre de 1947 los palcos estaban repletos de mujeres. En uno de ellos, Eva Perón.

[…] Ya eran las once menos diez de la noche cuando el proyecto quedó convertido en ley y Evita se retira del palco […] En dicha Ley, la 13.010, el artículo 1 que fue aprobado por 99 votos establecía que: “las mujeres argentinas tendrán los mismos derechos políticos y estarán sujetas a las mismas obligaciones que les acuerdan o imponen las leyes a los varones argentinos. Un día después, La Nación vuelve a dedicar su editorial al tema, lamentando que no se profundizara. Suponía que si se hubiera profundizado, habría triunfado la propuesta de que el voto fuera optativo, pues la obligatoriedad “no contemplaba las condiciones de la realidad argentina”. (más…)

Read Full Post »

“Las mujeres estuvieron presentes en la semana de Mayo. “Las de Vieytes” concurrieron disfrazadas de hombres a la Plaza de la Victoria ya que hasta entonces la figura de la mujer no estaba bien vista en los eventos políticos del momento. También las verduleras, lavanderas y  vendedoras ambulantes de la ciudad se interesaron por los acontecimientos que condujeron a la caída del virrey y a la formación de los primeros gobiernos revolucionarios. Pese a esto, en documentos del Primer Triunvirato de 1811 se prohíbe el ingreso a la Plaza Mayor de mujeres y de mulatos durante las reuniones públicas […]

[…]En tiempos de guerra y luchas por el poder posteriores a la Revolución de Mayo traen aparejados los nombres de algunas mujeres fuertes, tiempos en que jugarse por amor se pagaba con la vida como le sucedió a Camila O´Gorman en el Buenos Aires de Juan Manuel de Rosas.[…] En esta sociedad machista pocas mujeres rompieron el silencio histórico, una de ellas fue Eulalia Ares de Bildasoa, que capitaneando a un grupo de mujeres y a unos 20 hombres del pueblo, ocupó en una noche de 1862 la gobernación de Catamarca y fue nombrada “Dictadora” y de inmediato repuso al gobernador que había sido derrocado.

Debemos mencionar también a las compañeras de los gauchos en la guerra contra el Malón. Dijo Alfredo Ebelot en “Frontera Sur”: “Ellas vienen de los ranchos, son gauchos con faldas. Como condiciones militares puede decirse que son veteranos, verdaderos veteranos”[…] (más…)

Read Full Post »

Vodpod videos no longer available.

more about “La historia de Felicitas Guerrero“, posted with vodpod

Read Full Post »